Utilizamos cookies para poder ofrecer nuestros servicios, si continúas con la navegación entendemos que aceptas su uso.AceptarMás información
Blog "Introducción a la Meditación I" de Carmen Téllez colaboradora de Qualia, Psicología y Salud Emocional, con sede en Granada."Introducción a la Meditación I"

Un breve acercamiento a cómo se ha ido produciendo este fenómeno. 


Por Carmen Téllez 
Blog > Introducción a la Meditación I
Blog "Introducción a la Meditación I" de Carmen Téllez colaboradora de Qualia, Psicología y Salud Emocional, con sede en Granada.

Introducción a la Meditación I

Publicado el 02/07/2012 por Carmen Téllez

Psicología, meditación y mindfulness. Una práctica que se extiende

La práctica de la meditación y de mindfulness se está extendiendo. El caso es que ahora no es algo ajeno a nuestra cultura occidental, e incluso desde el ámbito de la psicología está comenzando a ser una fuente de increíbles descubrimientos como objeto de estudio y de ventajas para aquel que la practica. Se ha constatado que desarrollando una atención plena en el momento, se fomenta un estado corporal y mental que favorece el desarrollo de emociones positivas, y que éste favorece el desencadenamiento de la regulación profunda del organismo, lo que significa un desarrollo de la salud, repercutiendo en la bajada del nivel de estrés de la persona, entre otros efectos.

Vamos a hacer un breve acercamiento a cómo se ha ido produciendo este fenómeno, para luego ir comprendiéndolo más en profundidad en otros artículos posteriores. 

Imagen que ilustra el Blog "Introducción a la Meditación I" de Carmen Téllez colaboradora de Qualia, Psicología y Salud Emocional, con sede en Granada.

La psicología y la meditación

Desde los primeros años del siglo XXI, la psicología más académica se ha comenzado a interesar por los efectos que se producen en la práctica de la meditación. La psicología ha madurado, y estando interesada en los procesos de la mente, ya no puede dejar de tener en cuenta una práctica que los investiga y que acumula mucho más de 2500 años de experiencia en este ámbito. Este interés desde la psicología está enmarcado en las terapias que se han denominado de tercera generación, formadas por las terapias cognitivas que comienzan a tener en cuenta procesos de la mente como la atención, la concentración y la conciencia. Y desde este ámbito científico, y para diferenciarlo de lo que podría ser una práctica más asociada al desarrollo espiritual, se ha acordado denominar a la meditación como “mindfulness”, que traducido sería algo como Atención Plena.  

¿Cuáles son los factores que han propiciado su divulgación?

Algunos factores que han colaborado a este reconocimiento y divulgación de estas prácticas son los siguientes:

El primero es la expansión de las técnicas de meditación asociadas al budismo:
Es curioso que lo que por un lado es una desgracia, como la invasión de Tíbet por China, por otro lado ha traído como resultado una oportunidad para el mundo, pues ha extendido el budismo y sus prácticas meditativas por todo el planeta, bien a través de la diáspora de los refugiados que han tenido que salir del país, o bien por el exiliado Dalai Lama, quien es un incansable viajero y que ha ido despertando la curiosidad de millones de personas. A este mismo resultado ha colaborado la globalización, el contacto entre Oriente y Occidente, así como la facilidad para viajar y entrar en contacto con otras culturas.

Otro factor se debe al desarrollo tecnológico:
Curiosamente, y no es de extrañar siendo occidentales, la meditación se ha ido extendiendo de la mano de una maduración tecnológica: la neurociencia. Las técnicas de estudio del cerebro por imágenes y de las señales de electroencefalografía, han abierto la posibilidad de observar zonas del cerebro y ver sus correlatos con emociones y pensamientos, y así poder comprobar cuantitativa y cualitativamente los efectos de determinadas prácticas de meditación mientras se producen.

Otro factor asociado al anterior sería la aparición de la psiconeuroinmunología (PNI):
Desde los primeros años de este siglo, ha surgido un nuevo campo conocido como la psiconeuroinmunología. Los estudios en este campo muestran que el sistema inmunológico (que defiende el organismo de enfermedades) no funciona aisladamente. Se sabe ya que el sistema inmunológico está regulado en parte por el sistema nervioso. Y claro, el sistema nervioso hace posible la vida de la mente. Por tanto, parece ser que existen conexiones de suma importancia entre el cerebro y el sistema inmunológico, y esto implica que la ciencia cuenta ya con una vía para explicar la forma en que nuestros pensamientos, emociones y experiencias vitales pueden, en determinadas circunstancias, influir en nuestra susceptibilidad o resistencia a las enfermedades. Este aspecto ya ha sido investigado con el efecto del estrés.

De ahí que ésta sea una posible área de aplicación de la meditación que en la actualidad está siendo estudiada en muchas universidades europeas: demostrar cómo la meditación contribuye a mejorar el estado de salud al influir sobre el sistema inmunitario.  

Conclusión

En definitiva, en el mundo científico se está dando un interés por estas prácticas y sus efectos, que ya se estaban realizando en otros ámbitos desde hace mucho tiempo, tanto terapéuticos como de desarrollo personal y espiritual. Por ejemplo, en la Terapia Gestalt, donde muchos de sus conceptos más nucleares se derivan de conceptos asociados a técnicas meditativas, como el “darse cuenta” (awareness), y la atención centrada en el aquí y ahora.

En la actualidad, existen bastantes técnicas terapéuticas en la psicología, que de alguna manera arrancan desde la meditación, o donde el mindfulness tiene una presencia básica. En este sentido, destacaría el trabajo de Jon Kabat-Zinn, al que considero que ha logrado de una manera equilibrada reunir enfoques de oriente y occidente y que aplica la meditación a un programa de reducción de estrés, muy extendido por clínicas y hospitales de Norteamérica, y con resultados comprobados.

Esta visión panorámica de cómo una práctica milenaria de oriente se va introduciendo en nuestra cultura, nos servirá de punto de partida para poder comprender más en profundidad cuáles son los beneficios que nos aporta.  

Reseñas

Kabat-Zinn, J., (1994). La práctica de la atención plena. Editorial Kairós.
Simón V. Mindfulness y Neurobiología. Revista de Psicoterapia, nº 66 

Fotografía de Carmen Téllez

Carmen Téllez

Psicóloga Especialista en Terapia Gestalt, miembro del Equipo Terapéutico de Qualia, Psicología y Salud Emocional. Especializada en Terapia Cognitivo-Conductual y Psicología de la Educación y Adolescencia. Trabaja en Centros de Secundaria y Formacion de Profesores. Formada en Terapia Integrativa (Programa SAT de Claudio Naranjo).

CategoríasMeditación, Psicología

Publicar un comentario

Comentarios

Identificación

 

Nuevo comentario

(Tu e-mail no será visible por el resto de visitantes.)