Utilizamos cookies para poder ofrecer nuestros servicios, si continúas con la navegación entendemos que aceptas su uso.AceptarMás información
Revista Internacional de Intervenciones en Salud Emocional, editada por Teodoro Sanromán, director de Qualia, Psicología y Salud Emocional, centro especializado en Terapia Gestalt.Riisa-e. Revista Internacional de Intervenciones en Salud Emocional.

El medio de comunicación para los especialistas que trabajan por la Salud Emocional. Una revista con vocación integradora, científica, multidisciplinar y multienfoque.
Revista > Contenidos > Referencia de investigación > Los alimentos procesados reducen el cociente intelectual de los niños
Revista Internacional de Intervenciones en Salud Emocional, editada por Teodoro Sanromán, director de Qualia, Psicología y Salud Emocional, centro especializado en Terapia Gestalt.

Los alimentos procesados reducen el cociente intelectual de los niños

Científicos de Bristol han estudiado que el no consumo de alimentos frescos en los primeros años de vida reduce el cociente intelectual. 

Un nuevo estudio realizado por científicos de la Universidad de Bristol, en el Reino Unido, ha revelado que los niños con mayor grado de consumo de alimentos procesados presentan cocientes intelectuales (CIs) más bajos. 

10/10/2012 por Qualia.

La investigación constató asimismo que los efectos cognitivos derivados de los hábitos de alimentación presentes en la más tierna infancia persisten posteriormente, aunque dichos hábitos hayan sido modificados más tarde.

Para el estudio se utilizaron datos del Avon Longitudinal Study of Parents and Children (ALSPAC), en el que se registró información sobre la salud y el bienestar de 14.000 niños nacidos entre 1991 y 1992, y también la Escala de Inteligencia de Wechsler para Niños, con la que se midió el CI de los niños analizados cuando éstos tenían ocho años y medio.

Los resultados obtenidos demostraron que los niños que, hasta los tres años, habían seguido una dieta con predominio de alimentos procesados, presentaban una reducción de 1,6 puntos en el CI. Por el contrario, una dieta saludable a los tres años supuso hasta 1,2 puntos de ascenso en el cociente intelectual de los pequeños.

Los científicos explican que el cerebro crece rápidamente durante los tres primeros años de vida, por lo que es posible que una buena nutrición durante este periodo resulte crucial para el óptimo desarrollo del cerebro.
  

Más información ...